PRI capitalino recurre a rancias estrategias para atraer simpatizantes

Aunque desde hace más de 20 años de gobiernos izquierdistas en la capital del país, el PRI se ha instalado en la calle de la amargura y no consigue congraciarse con la ciudadanía; la actual dirigencia tiene la ilusa idea de ahora si empezar a trabajar y acercarse a la comunidad.

Pero para Israel Betanzos, dirigente capitalino tricolor, no se abre un camino sencillo pues sobre él pesa la sombra de Cuauhtémoc Gutiérrez de la Torre y sus viejas estrategias de cooptación.
Según fuentes internas, la intención de Betanzos es promover la venta de despensas; canastas con productos alimenticios, verduras y abarrotes a precios populares; aunque parece un buen objetivo, no deja de hacerse negocio con esos productos, que además habría que verificar su calidad.

Llama la atención que ante el difícil escenario político que les espera a las huestes priistas en 2021, Betanzos y De la Torre no atinen a diseñar estrategias novedosas; el reparto de despensas ha sido una práctica ya arraigada en el PRI, quizá eso explique los malos resultados electorales que tuvieron, no ganaron una sola elección ni con el apoyo de Adrián Ruvalcaba, como le ocurrió a Betanzos cuando intentó hacerse de una Curul.

Al parecer la única experiencia bien ganada por Betanzos y Cuauhtémoc tiene que ver con los malos manejos de recursos y corrupción, hasta trata de personas y prostitución; lo que muchos consideran, continuará, pues como dice el refrán: “Chango viejo no aprende maroma nueva”.

En lugar que se acerquen a los verdaderos militantes como lo hizo el exlegislador Sergio Jiménez Barrios.

Marcar el enlace permanente.

Deja un comentario